Cómo ganar en el #WFH

Martes, 14 de abril de 2020

Cómo ganar en el #WFH

La reciente pandemia ha cambiado rápidamente la forma en que las personas trabajan, se comunican e interactúan. En todo el mundo, muchas empresas han aplicado políticas de trabajo a distancia para evitar que se siga propagando el COVID-19. Trabajar desde casa puede suponer un cambio radical en la rutina y puede llevar algún tiempo acostumbrarse a ello. En Qualee tenemos algunos consejos probados para ayudarte a adaptarte y mantener la productividad.


1. DEDICAR UN ESPACIO SÓLO PARA EL TRABAJO

Es importante crear un espacio para trabajar, crear y estar en la zona. Hagas lo que hagas, no trabajes desde la cama. Tener un espacio dedicado a tu nuevo horario de 9 a 5 separa realmente el trabajo de la vida en casa. Busca un lugar para tu escritorio y tu silla que no sea molestado por otras personas o actividades de ocio y donde puedas dejar todo tu material de trabajo al final de la jornada. Te recomendamos que llenes este espacio de luz natural y de cualquier cosa que te mantenga inspirado, como libros, arte, impresiones fotográficas o flores frescas.

2. ESTABLECER UNA RUTINA MATUTINA

Es comprensible que su rutina matutina habitual se haya desvanecido porque ya no tiene prisa por ir a la oficina. Aprovecha este nuevo tiempo matutino para cuidarte un poco más. Puede que decidas practicar 30 minutos de yoga y escribir tu lista de tareas pendientes antes de lanzarte a los correos electrónicos. Crear una rutina matutina puede devolverle la estructura y el propósito a tu día, lo que hemos descubierto que es una práctica clave para mantener nuestro día en marcha.

3. PRESENTARSE A SÍ MISMO

Nunca subestimes la magia de una ducha y un traje nuevo. Estas dos acciones pueden mejorar tu estado de ánimo y, a su vez, aumentar la productividad. Además, verte arreglado en las videollamadas inspirará a tus empleados y compañeros a hacer lo mismo. Nuestro consejo: aunque no vayas a la oficina, ¡vístete bien!

4. FIJA TU HORARIO DE TRABAJO

La gestión del tiempo es fundamental cuando se trabaja a distancia. Levantarte a una hora razonable para practicar tu rutina matutina y asignar bloques de tiempo para diferentes tareas mantendrá tu carga de trabajo y tus niveles de estrés manejables. Empezar y terminar el trabajo a una hora regular también te asegurará que mantienes una rutina de concentración y desconexión profesional.

5. COMER BIEN

Tómate este tiempo para prepararte (o llevarte) un delicioso y nutritivo almuerzo y tentempiés. Los productos frescos te ayudarán a mantenerte en forma, sano y productivo. También procura alejarte de tu puesto de trabajo y de tu ordenador para comer. Es bueno para tu salud mental tomarte un verdadero descanso. Además, centrarte en lo que comes te ayudará a hacer la digestión y a evitar que comas en exceso.

6. MANTÉNGASE EN CONTACTO

Una estructura de trabajo a distancia puede resultar aislante, por lo que nos parece esencial estar en contacto con los demás. Una llamada (de vídeo) rápida es una buena forma de salir de la burbuja. Las conversaciones con tus seres queridos pueden darte una nueva perspectiva o un impulso de motivación que no sabías que necesitabas. Hablar con profesionales de tu sector puede mantenerte con energía creativa. Los fundadores y los directivos deben procurar comunicarse regularmente con los empleados mediante charlas de motivación y contenidos atractivos, para comprobar su bienestar y animarles a mantenerse sanos y productivos.

7. VIENTO EN POPA

Al final de cada día, tómate un tiempo para limpiar tu espacio de trabajo y escribir una lista de lo que tienes que terminar mañana. Estos pequeños pasos ayudan a indicar que la jornada de trabajo ha terminado y que ha llegado el momento de sentarse, relajarse y disfrutar del resto del día.

Consideramos que esta nueva tendencia de trabajar a distancia, aunque sea en circunstancias desafortunadas, es un paso adelante. El hecho de que las empresas confíen en las personas les anima a trabajar más duro y de forma más inteligente. Es a través del compromiso, la contribución y el esfuerzo diligente de cada empleado como se forja el éxito de una organización, ya sea en la oficina o desde casa.

Explorar más publicaciones